Escándalo político tras video que demuestra intento de compra de votos para frustrar vacancia de PPK

Un tremendo escándalo se ha desatado en la política nacional en vísperas de la votación de la moción de vacancia multipartidaria contra el presidente de la República, Pedro Pablo Kuczynski (PPK), cuyo futuro parece estar cada vez más lejos de la Casa de Pizarro.

La bancada de Fuerza Popular (FP) mostró ayer cuatro videos que ponen al descubierto que el Gobierno, a través de una serie de operadores, como Kenji Fujimori y su más cercano entorno, estaría intentando comprar votos de parlamentarios, para evitar la destitución del jefe de Estado, ofreciéndoles obras para sus respectivas regiones.

COMPROMETEDOR. Dichas grabaciones exponen, por ejemplo, reuniones de los congresistas Guillermo Bocángel y Bienvenido Ramírez, miembros del bloque kenjista denominado los “Avengers”, con el legislador Moisés Mamani (FP), a quien le ofrecen prebendas para, según él mismo denunció, “comprar su voto”.

Es así que se puede apreciar que los dos “Avengers” invitan a Mamani a que se anime a reunirse con Kuczynski en pos de obtener favores. Incluso, Ramírez narra que, tras abstenerse en el primer pedido de vacancia presidencial de diciembre, su bloque parlamentario consiguió “diez obras”.

En una siguiente reproducción, se observa al benjamín de los Fujimori y a su asesor Alexei Toledo conversando con Mamani sobre las ventajas que podría obtener si colabora con PPK. Es más, en un pasaje Kenji le dice a Mamani que no se preocupe por la Fiscalía, pues estará “del lado del Gobierno”.

Otro video exhibe al hasta ayer gerente de Políticas de la Sucamec, Freddy Aragón, explicándole al legislador “naranja” el “negocio de los congresistas”.

También aparece el abogado del presidente Kuczynski, Alberto Borea, facilitándole el número telefónico del ministro de Transportes y Comunicaciones, Bruno Giuffra, a Moisés Mamani.

Al acabar la presentación del video, el portavoz “naranja”, Daniel Salaverry, adelantó que él y Mamani pedirán garantías para su vida.

CON ANTECEDENTE. Este material audiovisual, cabe mencionar, ha puesto la cereza al pastel a una serie de versiones que, durante la última semana, los legisladores “naranjas” ventilaron en los pasillos de Palacio Legislativo.

Ya la vocera alterna de FP, Milagros Salazar, había dicho, el pasado lunes, que el Gobierno ofrecía “200 mil dólares en mano a los congresistas, más ocho proyectos para su región”. Aquella vez, Salazar no mostró pruebas; por lo que su acusación no fue más que un simple rumor.

Su correligionario Héctor Becerril la secundó con un mensaje en su cuenta de Twitter, pero tampoco tuvo argumentos para validar su acusación. “El precio de la no vacancia es 200 mil dólares en efectivo y obras millonarias que, incluso, favorecen directamente a congresistas”, publicó Becerril en esa oportunidad.

HAY NOMBRES. Por tal motivo, al día siguiente, en los pasillos del Palacio Legislativo la incertidumbre se acrecentó cuando el parlamentario fujimorista Moisés Mamani denunció queBienvenido Ramírez le ofreció obras para su región con la condición de que no respalde la destitución del Mandatario.

“Me están ofreciendo obras a cambio de mi voto. (Fue) Bienvenido y son obras que se requieren para la región Puno”, alertó sin entrar en detalles, para luego huir raudo ante la seguidilla de preguntas de la prensa.

Momentos después, su colega parlamentaria María Melgarejo, en el mismo tono, aseguró que recibió una llamada telefónica de parte de un “Avenger”, quien le hizo el mismo ofrecimiento.

Si bien Melgarejo no quiso mencionar a la persona que la contactó, se supo después que se trataba de Guillermo Bocángel.

“El día viernes también he sido abordada; me han llamado a mi celular para decirme lo mismo: que a cambio de mi voto voy a recibir obras por un paquete de 39 millones en dos bloques”, resaltó.

PARTIDO PROPIO. Mientras los miembros de su bloque parlamentario eran puestos en tela de juicio, Kenji Fujimori era captado en un local de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE), ubicado en el Cercado de Lima.

A aquel lugar, el hijo del indultado expresidente Alberto Fujimorillegó para adquirir su kit electoral, a fin de formar su propio partido político llamado Cambio 21.

“He venido aquí a la ONPE para comprar mi kit electoral. Frente a la grave crisis política y la pérdida de esperanza que atraviesa el país, he decidido formar mi propio partido político”, declaró.

Luego, añadió: “El nombre del partido será Cambio 21, un partido que luche por las libertades fundamentales sin desconocer sus orígenes, sin desconocer a su líder que es mi padre, el ingeniero Alberto Fujimori”.

HABLA LA HERMANA. En torno a esta grave acusación, la lideresa de FP, Keiko Fujimori, lamentó que su “propio hermano se encuentre envuelto en estas prácticas”.

“Con profunda decepción y dolor, el Perú vuelve a ser testigo de negociaciones por la compra de congresistas. Lamento aún más que mi propio hermano se encuentre envuelto en estas prácticas que tanto daño nos hicieron como peruanos y como familia”, escribió en su cuenta de Twitter.

Horas antes de la aparición del video, Kuczynski calificó de “cuentazo” la supuesta compra de votos por parte del Gobierno, a cambio de obras.

A su turno, Bienvenido Ramírez refirió que el video difundido fue “editado y malintencionado”.